Cremas con historia
19/06/2013 ::   Etiquetas: Cosmeticos, Cremas, Curiosidades, Facial
Resumen:

Aunque no lo sepas es posible que tu neceser contenga algún producto mítico que esconde detrás una leyenda. Existen cosméticos cremas  que a lo largo de los años han ido ganando protagonismo no sólo por la calidad del producto sino por las historias que encierran. 

Hoy os hablamos de algunas de esas historias que envuelven a algunas de las cremas más conocidas del mercado.



Aunque no lo sepas es posible que tu neceser contenga algún producto mítico que esconde detrás una leyenda. Existen cosméticos y cremas  que a lo largo de los años han ido ganando protagonismo no sólo por la calidad del producto sino por las historias que encierran. 

Hoy os hablamos de algunas de esas historias que envuelven a algunas de las cremas más conocidas del mercado.

Elizabeth Aden ,  Eight Hour Cream Skin Protectant y  la afición a la hípica de la jet neoyorkina

Un producto de los más míticos que existen dentro del mundo de la belleza, es sin duda el top de la firma que a pesar de haber sido creado en los años 30 aún es de los más vendidos del mercado.  Se trata de una crema de color entre marrón y naranja con un olor muy característico. 

La creación de esta crema fue debida a que Elizabeth Arden era una adinerada joven de la alta sociedad neoyorkina y de entre sus lujosas aficiones se encontraba la hípica. Su afición por los caballos le llevó a preocuparse por ellos de tal manera que creó una crema ligera y fluida que pretendía acelerar la curación en las heridas que estos animales sufrían en sus patas.  Poco a poco se fue dando cuenta de los prodigios de su creación, entre los que estaban que en tan sólo 8 horas se podía observar una notable mejora de las heridas incluso algunas cicatrizaban en ese período. Este descubrimiento dio nombre a Eight hour Cream. 

El éxito de este cosmético viene también por su multifunción: se puede utilizar en cualquier zona del cuerpo. No es una crema de uso diario para el rostro, sino un bálsamo reparador especialmente indicado para zonas  que necesiten reparación: codos, labios agrietados, resecos, pequeñas quemaduras, escozor en la piel… Estamos hablando de uno de los grandes hitos de la belleza mundial! 

 

NIVEA- 3 talentos unidos:

¿Quién no ha tenido alguna vez entre sus manos la mítica lata azul de NIVEA?

 Una crema familiar que siempre se encuentra en cualquier tocador. Fue ni más ni menos que la primera crema hidratante de la historia que se lanzó al mercado en diciembre de 1911.  Más de 100 años después es un bestseller con una relación calidad-precio inmejorable.

Su creación fue gracias a la visión de tres hombres que unieron su potencial del cuál nacería nuestra amada “nívea de lata” El farmacéutico Oscar Troplowitz se dio cuenta de las grandes propiedades del Eucerit una emulsión desarrollada por Isaac Lifschiitz. Emulsión que en un principio fue concebida con fines médicos. Pronto y con la ayuda de Paul GersonUnma (reconocido dermatólogo de la época) se reconocieron sus posibilidades dentro del mundo de la cosmética. 

El nombre de NIVEA además, está inspirado en su color, blanco como la nieve. 

 

LA MER y un astronauta experimentando: 

Hace poco tiempo os hablamos en un artículo  de las propiedades de esta crema, que como sabéis es además una de las más caras y exclusivas del mercado. 

La “Creme de la Mer” apareció en el mercado a finales de los años 90 conviertiéndose inmediatamente ( a pesar de su elevado precio) en una de las más vendidas del mundo. Promete resultados espectaculares y como no podía ser de otra forma, esta crema también tiene su particular historia. 

El doctor Max Huber científico de la NASA había sufrido un accidente casero que le produjeron unas antiestéticas y molestas heridas en el rostro. Tras probar multitud de productos para solucionar su problema decidió ponerse “manos a la obra” y crear así su propia fórmula mágica.

Tras 12 años de investigación, este científico dio con las propiedades de las algas marinas, gracias a las que creó, junto al magnesio, el hierro y otros ingredientes, el famoso “caldo milagroso”. El proceso de fermentación y el poder de las algas dieron el nombre a una de las cremas que todas desearíamos probar.

A mediados de la década 1990 Estée Lauder compró la fórmula. Desde entonces la ha comercializado añadiendo a la gama distintos productos cosméticos. 

Guerra de mitos:

De entre las leyendas que rodean el mundo de la cosmética hay una que recoge dos de los productos que hoy os hemos nombrado.  Nivea y La Mer tienen su historia por separado y también unidas y parece ser que para siempre.  Y es que algunas usuarias apuntan a que después de probar la crema “La Mer” les recordó de manera extraordinaria a la cremaNIVEA.

Esta comparación se debe tanto a su aspecto como a la composición de ambas cremas.

 La base de ingredientes de ambos tratamientos es muy similar aunque no exactamente igual: el aroma de “la mer” recuerda inevitablemente al de la clásica NIVEA. También su textura es especialmente llamativa,  a todos nos llama la atención la untuosidad de NIVEA una curiosa densidad muy parecida a la de la mer. 

Este rumor se ha extendido de una forma asombrosa abriendo una línea de debate entre las dos grandes marcas. Aclaramos que Revista Estética recoge el rumor a modo decuriosidad pero como se suele decir, ni afirma ni desmiente esta información. 

 

Xhekpon- Un avión, Isabel Preysler y una papelera.

Este rumor, imposible de confirmar, ha corrido como la pólvora en algunas páginas web y en la prensa rosa. La curiosa historia que envuelve esta crema y su precio de unos 7 euros lo hacen un producto muy accesible para experimentar.

Todo comenzó en el aeropuerto de Canarias, algunos pasajeros que iban en el avión junto a Isabel Preysler aseguraron verla extendiendo esta crema por el rostro. Por si esto fuera poco, al bajar del avión, una mujer aseguró ver a Isabel tirando el tubito blanco mágico a la basura. La intrépida señora fue a “hurgar” en la basura hasta dar con Xhekpon y se la entregó a su marido que casualmente era farmacéutico. 

Todo apuntaba a que se trataba de un producto casi prohibitivo pero cuál fue la sorpresa de la pasajera intrépida cuando descubrió que tan sólo costaba 7 euros y estaba a la venta en todas las farmacias. 

Desde entonces los laboratorios Vectem han visto incrementadas las ventas de una manera exponencial y se ha rumoreado incluso que es la crema de cabecera que utiliza a diario la Guapa y siempre joven filipina.

  0 comentarios



lo mÁs leÍdo
Temas calientes

  • Suscríbete
  • solquimia
  • Todos los derechos reservados 2013 Revista Estética Condiciones generales de uso de la web
    XHTML :: CSS
    diseño web zaragoza: Piensaenweb